fbpx
Conectá con nosotros

Misceláneos

El Gobierno en alerta: la oposición amenaza con voltear el DNU del Fondo Sojero

Published

en

Usá tus ← → (flechas) para navegar

En medio del intenso debate por el Presupuesto 2019, que aún no desembarcó en el Congreso, un sector del peronismo y el kirchnerismo salieron a meterle presión al Gobierno con un pedido de sesión especial para el próximo miércoles, a las 11.30, con el objetivo de rechazar en el recinto el DNU que eliminó el Fondo Sojero.

Un gobernador peronista fue el primero en firmar el nuevo consenso fiscal que impulsa el Gobierno

Desde la conducción de Cambiemos en Diputados rápidamente pasaron el aviso a la Casa Rosada, donde generó lógica inquietud: con ese DNU firmado por Mauricio Macri en agosto el Gobierno Nacional dejó de coparticipar a 22 provincias (y cientos de municipios) el 30% de la recaudación de los derechos de exportación a la soja. Un “ahorro” estimado de $8.500 millones en lo que resta de 2018, y de unos $26.500 millones en 2019.

Los intendentes bonaerenses del PJ, cada vez más cerca de Cristina Kirchner

El pedido de sesión especial fue dirigido al presidente de la Cámara, Emilio Monzó, y fue firmado entre otros por Pablo Yedlin, Diego Bossio, Rubén Miranda, Eduardo “Bali” Bucca, Andrés Zottos y Sergio Ziliotto (todos del interbloque Argentina Federal), y Agustín Rossi, Fernando Espinoza y Luana Volnovich (del FpV).

Sesión de Diputados, en julio pasado.

Sesión de Diputados, en julio pasado.

El Gobierno eliminó en agosto el Fondo Federal Solidario -que venía de un decreto de Cristina Kirchner de marzo de 2009, en el contexto de la crisis internacional y de la pelea con el campo- para aislarlo de la discusión del Presupuesto. Pero los legisladores vuelven ahora a meterlo: la sesión se haría dos días después de que el lunes el ministro Nicolás Dujovne presente formalmente el Presupuesto ante Diputados.

Mauricio Macri envió su plan para compensar a las provincias por el ajuste fiscal y busca que los gobernadores lo firmen

En Cambiemos mostraron preocupación porque creen que la oposición tendría el número para lograr quórum, y también para derogar el DNU. Después debería venir el turno del Senado. Para que un decreto de necesidad y urgencia quede desactivado se necesita el rechazo en los recintos de ambas Cámaras. Si es así, el Gobierno debería volver a girar los fondos a las provincias y municipios. No existen antecedentes de una cámara del Congreso rechazando un DNU.

El martes pasado se reunió la comisión Bicameral de Trámite Legislativo. Por 8 votos a 7 Cambiemos logró avalar el DNU. Pero el dictamen de minoría de rechazo podría imponerse en el recinto.

Máximo Kirchner, el martes, en la bicameral que trató el DNU.

Máximo Kirchner, el martes, en la bicameral que trató el DNU.

Aunque hubo una versión de que el Senado también iba a sesionar en paralelo para considerar el DNU -y rechazarlo-, desde distintas bancadas de la Cámara Alta se aclaró que no está en planes por ahora.

Déficit y default, los fantasmas de los gobernadores por el recorte del gasto

El DNU que eliminó el Fondo Sojero no era esperado este año por los gobernadores, aunque sabían que la decisión iba a tomarse en 2019. Sólo La Pampa y San Luis no recibían dinero de este Fondo, por no haber adherido al Pacto Fiscal. El presidente de la Bicameral de Trámite Legislativo, el radical Luis Naidenoff, argumentó el martes que se tomaba la medida ante “la emergencia” y destacó que 20 de 24 distritos tienen superávit. En Buenos Aires también los intendentes del PJ pusieron el grito el cielo ante la eliminación del Fondo Sojero. La gobernadora María Eugenia Vidal les respondió que la Provincia cuenta ahora con el Fondo de Reparación que le compensa esos recursos.

Usá tus ← → (flechas) para navegar

Debate
0 Usuarios (0 Votos)
Me encanta0
Me enfurece0
Una estupidez0
Lo que dice la gente Dejá tu rating
Sort by:

Be the first to leave a review.

User Avatar
Verified
{{{ review.rating_title }}}
{{{review.rating_comment | nl2br}}}

Show more
{{ pageNumber+1 }}
Dejá tu rating


Director de Servicio de Noticias, Socio gerente de Pladeve (Plataforma de ventas); Director de Proveo Publicidad, medios y eventos, Master coach en oratoria, ventas, Ontología y neurociencias. Periodista, Consultor de empresas, Locutor y productor de radio y tv

Clic para comentar

Deja un comentario

Misceláneos

No tener un ministerio de Salud tiene sus costos

Published

en

Por:

Noticia posterior
Usá tus ← → (flechas) para navegar

En la última década muchos Ministerios de Salud han sido reformados reorientando sus estructuras y funciones para reducir la cantidad de unidades organizativas como las secretarías, subsecretarías y direcciones, que en Argentina se han multiplicado. Sin embargo, ningún país decidió prescindir de tener un ministerio.

Países con alta federalización (Canadá), regionalizaciones (España e Italia) o un avanzado grado de municipalización (Suecia o Brasil), han propiciado la reingeniería de los ministerios, revisando sus competencias y estructuras, pero nunca las han eliminado.

Hace falta preservar la existencia de un Ministerio de Salud a nivel nacional por motivos políticos, económicos, jurídicos y administrativos.

¿Degradación de la salud pública?

a) Políticos: la necesidad de contar con una gobernanza y rectoría para regular, articular y modelar conductas de actores e intereses de un sistema de salud segmentado. Bajar la jerarquía del ministerio puede debilitar esta capacidad. La existencia de una cartera a nivel ministerial con competencia sectorial se justifica por la necesidad de una estrategia para definir prioridades, coordinar, regular y modelar las conductas. La pérdida de la jerarquía contribuye a debilitar y desconocer la necesidad de una instancia superior que dirima conflictos y sirva de interlocutor con los diferentes actores.

Protestas por la recategorización del Ministerio de Salud en Secretaría. Foto: NESTOR GARCIA

Protestas por la recategorización del Ministerio de Salud en Secretaría. Foto: NESTOR GARCIA

b) Económicos: en salud, mercado sin un estado fuerte es mercado negro.

c) Jurídicos: las particularidades sectoriales y de los mercados de medicamentos y tecnologías implican la necesidad de una autoridad con jerarquía superior.

d) Administrativos: incorporar a Salud como una Secretaría dentro de un Ministerio de mayor jerarquía plantea el problema que las organizaciones que poseen una misión con demasiado alcance (Ministerio de Salud y Desarrollo Social) alcanzan poca eficacia en su cumplimiento.

Las reformas sectoriales de los últimos años han respondido a un corte netamente financiero. Para recobrar la solidaridad, universalizar el acceso e integrar el sistema de salud tanto a nivel nacional, provincial como municipal, es necesario contar con un comando central. Esto no significa, limitar las autonomías de las jurisdicciones provinciales, sino por el contrario, la federalización debe hacerse cambiando las funciones del Ministerio de Salud a nivel nacional, antes que bajándole su nivel. La reducción de jerarquía de la cartera de salud puede ser susceptible de las siguientes críticas: la medida no reduce gastos y, si lo hace, es a un alto costo sanitario en la medida que los recursos destinados a las funciones administrativas o de apoyo se mantienen, no se plantearía una reducción significativa de los gastos, ni se reduciría la burocracia.

El Gobierno garantiza la continuidad de "todos los programas" pese a la reducción de ministerios

Estructuras organizativas que reúnen competencias de naturaleza tan diversa como la del Ministerio Salud y Desarrollo Social presentan modelos de gestión burocratizados y con lentitud para la toma de decisiones, concentrando en la cabeza del ministro altos volúmenes de trabajo. El área sanitaria, por sus características, debe dar cuenta de las emergencias, lo que implica rapidez y muchas veces autorizaciones de montos de dinero que superan a los autorizados por la Ley de Administración Financiera para los secretarios.

Sería un error justificar la eliminación del Ministerio de Salud de Nación, por considerar debilidades, errores y ausencia de políticas sustantivas de salud de los últimos años.

El fortalecimiento de las funciones de regulación, la evaluación de tecnologías sanitarias, la investigación sobre nuevas fuentes de financiamientos y evaluación del impacto del gasto en cada jurisdicción; el desarrollo de incentivos a la productividad y calidad en salud, serían algunos de los roles que el área de Salud del Gobierno nacional debería fortalecer.

Sebastián Tobar es sociólogo, UBA. Magister en salud pública con orientación en políticas públicas y salud (ENSP/FIOCRUZ)

Noticia posterior
Usá tus ← → (flechas) para navegar

Debate
0 Usuarios (0 Votos)
Me encanta0
Me enfurece0
Una estupidez0
Lo que dice la gente Dejá tu rating
Sort by:

Be the first to leave a review.

User Avatar
Verified
{{{ review.rating_title }}}
{{{review.rating_comment | nl2br}}}

Show more
{{ pageNumber+1 }}
Dejá tu rating


Continuar leyendo

Publis

Publicidad

Economía

Publicidad

Para vos

Te puede interesar

Data Fiscal

Policiales

Tendencia