Conectá con nosotros

Deportes

Isner defiende a Gimelstob y ataca a Hewitt por acusar a su amigo: “Está siendo arrogante”

Published

en

La polémica por las acusaciones de violencia doméstica y homofobia contra el extenista y directivo de la ATP Justin Gimelstob continúa y ha llegado al circuito. Su amigo John Isner, que cuenta con él entre su equipo técnico y le tuvo como entrenador, ha dado la cara por él y ha criticado la “arrogancia” de Lleyton Hewitt por publicar en su cuenta de Twitter un post en el que pedía al ATP World Tour que diera “ejemplo” e hiciera “algo al respecto” junto a una captura de la noticia sobre el arresto de Gimelstob por un supuesto ataque al inversor de riesgo Randall Kaplan, que intervino en el divorcio del actual comentarista de Tennis Channel y su exmujer a favor de esta.

Isner cree que Gimelstob debe ser considerado “inocente hasta que se demuestre lo contrario”. “Dentro de poco se conocerán mejor los hechos. Pero aunque sea impopular, debo darle a Justin el beneficio de la duda y no creo que tenga que dejar su cargo en la ATP de momento”, como sugiere Hewitt, que para Isner “desconoce los hechos”. “Lo dice el tipo que estuvo involucrado en un asunto sucio con James Blake y yo no pedí su cabeza ni insinué que debía dar un paso atrás y dejar su trabajo en Tennis Australia. Está siendo arrogante”, reiteró el gigante estadounidense.

Isner se refiere al incidente que tuvo lugar en 2001, cuando Hewitt fue acusado de racismo porque durante un partido contra Blake tuvo una disputa verbal polémica después de que un juez de línea le señalara dos faltas de pie. “Mírale (le dijo al juez de silla) y dime que similitud hay (con Blake). Le quiero fuera de la pista”, dijo del línea, de raza negra como Blake.

Publicidad
Comentar

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deportes

Europa espera a Marco Asensio

Published

en

Por

Europa consuela al Real Madrid (vulgar este año en Liga pero ya clasificado para octavos de la Champions como primero de grupo a falta de un partido) y puede ser la vitamina para Marco Asensio. El balear, caído al equipo B con Solari, apunta al once de esta tarde contra el CSKA y tiene una nueva oportunidad de responder a su suplencia con trabajo y goles. Como hizo la pasada semana en Copa ante el Melilla, en su última titularidad (dos goles y una asistencia). La Champions, esa competición donde ya ha dejado huella, le espera esta temporada.

Porque Asensio está pasando de puntillas por esta Champions. Titular habitual con Lopetegui, sólo estuvo en el once en uno de los tres partidos que jugó con el técnico vasco en la máxima competición continental: la dura derrota contra el CSKA en Moscú (1-0). Acumuló 133 minutos en los que no tuvo trascendencia. Un escenario que se ha oscurecido de forma abrupta con la llegada de Solari, que le ha utilizado únicamente seis minutos en dos encuentros (Viktoria Plzen y Roma). Nadie, salvo Vallejo, Keylor y Casilla, ha jugado menos que Asensio en Champions con el argentino. La temporada pasada jugó 187 minutos en la fase de grupos, el 41,5% del total (se perdió un encuentro por lesión); este año suma 139, el 30%…

Por eso, el partido de esta tarde aparece en el campo de visión de Asensio como otra gran ocasión de mostrar a Solari su buena disposición para revertir esta situación con un juego activo y entusiasta. Como hizo contra el Melilla. En aquella ocasión, el partido iba río abajo (0-4 a favor en la ida), pero el balear no salió a cubrir el expediente y pidió ‘el indulto’ con un buenísimo partido. Después de no estar bien ante el Huesca (salió desde el banquillo en el 76’), como el resto del equipo, hoy volverá al once en una competición en la que siempre va de menos a más y ya ha maravillado a toda Europa.

‘Feeling’ con la Champions

En la 2016-17, en su primera temporada en el Real Madrid, derribó la puerta de Zidane a puntapiés con una actuación de campanillas contra el Bayern (en la ida de cuartos, en el Allianz, asistió a Cristiano; en la vuelta cerró la eliminatoria con un golazo), brilló en la ida de semifinales ante el Atlético y metió la Duodécima en la maleta con el último gol de la final contra la Juventus. La temporada pasada, Europa volvió a frotarse los ojos con el balear. ‘Mató’ al PSG en la ida de octavos con dos escapadas que acabaron en goles de Cristiano y Marcelo (3-1) y se puso otra medalla en el pecho en la vuelta (1-2) tras desplegar todas sus virtudes. Las mismas con las que fulminó al Bayern en la ida de semifinales con el 1-2 que allanó el camino hacia la final. Este año aún no ha dado el golpe en la mesa. Hoy tiene una nueva oportunidad. Europa le espera.

 

Seguir leyendo

Automovilismo

“Marchionne había diseñado un futuro en torno a Mattia Binotto”

Published

en

Por

Nunca sabremos su hoja de ruta para devolver al éxito a Ferrari en el Mundial de Fórmula 1. Unas complicaciones derivadas de una cirugía en el hombro finalizaron con la vida de Sergio Marchionne a finales de julio, tras varios días hospitalizado en estado irreversible en el hospital de Zúrich. 

Desde entonces y a pesar de los intentos de Maurizio Arrivabene por transmitir la sensación de unidad y coordinación en la Scuderia, el ambiente en Maranello parece distar mucho de esta impresión, a falta de poco más de dos meses para el inicio de la pretemporada del Mundial de Fórmula 1 2019.

Mattia Binotto ha exigido a los líderes del Cavallino Rampante claridad, protección de roles y serenidad en el entorno para no aceptar las ofertas tentadoras de Mercedes y Renault y continuar su labor al norte de Italia como director técnico.

“Marchionne había diseñado un futuro algo diferente para Ferrari con un papel principal para Mattia Binotto. No sabemos cuál era, pero sin duda podría haber actuado con gran libertad y quizás con voz en algunos aspectos que hoy están excluidos. Hablamos de un gran papel. Binotto no es realmente un hombre con pequeñas ambiciones. Nunca sabremos lo que el proyecto de Marchionne preveía para él, pero hoy parece que lo está denunciando, por lo que es razonable pensar que había algo más que las tareas y responsabilidades actuales”, afirma una fuente de la escudería italiana a ‘Sky Sport Italia’.

Sr. X, que es así como se hace llamar en la publicación transalpina, espera que Arrivabene y Binotto se hayan reunido para solucionar sus desavenencias: “Arrivabene y Binotto pueden sentarse alrededor de una mesa y decidir avanzar juntos, tal vez ya lo hayan hecho, eso espero. No es necesario ir de vacaciones juntos para hacer un buen trabajo, pero se necesita confianza mutua y, sobre todo, respeto, tanto el rol profesional como la persona. La Fórmula 1 es pura tensión, si hay grietas se convierten en abismos”.

Seguir leyendo

Deportes

Koke, sobre las lesiones: “No soy partidario de culpar a nadie, pero algo debe cambiar”

Published

en

Por

Koke habló con El Larguero de Cadena SER tras el partido de ayer ante el Brujas. El jugador del Atlético de Madrid piensa que jugaron bien a pesar del empate a cero: “Creo que hemos hecho un buen partido, nos ha faltado el gol. En las eliminatorias habrá que hacerlo muy bien para pasar de ronda”.

El centrocampista habló también de la plaga de lesiones que asola al club, siendo Giménez el último en caer. Cree que hay algo que se está haciendo mal y que la rutina debe cambiar, aunque no quiso señalar a nadie: “¿Las lesiones? No soy partidario de echarle la culpa a nadie, pero está claro que algo tiene que mejorar”.

Por otra parte, dijo que el central uruguayo, Diego Godín, el cual quiere que continúe en el equipo: “Claro que quiero que siga Godín. Seguro que sigue teniendo que dar muchas cosas grandes en este club. Esperemos que se quede con nosotros”.

Sobre la siguiente ronda de la Liga de Campeones, explicó su opinión basándose en la experiencia de otros años: “No nos ha ido mal cuando hemos tenido que jugar el primer partido en casa”.

Finalmente, Koke dijo que la plantilla de Simeone no le parece lo suficientemente larga: “Tenemos una gran plantilla, quizá un pelín corta”.

Seguir leyendo

Deportes

Koke: “¿Las lesiones? No soy partidario de culpar a nadie, pero algo debe cambiar”

Published

en

Por

Koke habló con El Larguero de Cadena SER tras el partido de ayer ante el Brujas. El jugador del Atlético de Madrid piensa que jugaron bien a pesar del empate a cero: “Creo que hemos hecho un buen partido, nos ha faltado el gol. En las eliminatorias habrá que hacerlo muy bien para pasar de ronda”.

El centrocampista habló también de la plaga de lesiones que asola al club, siendo Giménez el último en caer. Cree que hay algo que se está haciendo mal y que la rutina debe cambiar, aunque no quiso señalar a nadie: “¿Las lesiones? No soy partidario de echarle la culpa a nadie, pero está claro que algo tiene que mejorar”.

Por otra parte, dijo que el central uruguayo, Diego Godín, el cual quiere que continúe en el equipo: “Claro que quiero que siga Godín. Seguro que sigue teniendo que dar muchas cosas grandes en este club. Esperemos que se quede con nosotros”.

Sobre la siguiente ronda de la Liga de Campeones, explicó su opinión basándose en la experiencia de otros años: “No nos ha ido mal cuando hemos tenido que jugar el primer partido en casa”.

Finalmente, Koke dijo que la plantilla de Simeone no le parece lo suficientemente larga: “Tenemos una gran plantilla, quizá un pelín corta”.

Seguir leyendo

Automovilismo

Gary Paffett: “En la Fórmula E no hay pilotos de pago, a todos nos pagan por ser rápidos”

Published

en

Por

Gary Paffett se marcha del DTM como campeón, el último de Mercedes, en el campeonato, y con nuevos desafíos en su exitosa carrera. Con 37 años de experiencia se adentra en la Fórmula E, un campeonato joven, para ser parte del equipo HWA Racelab que dentro de un año absorberá la firma de la estrella. Para entonces quieren estar luchando por las victorias, de momento se conforman con aprender y progresar. El británico, educado en todas sus respuestas, explica su adaptación al monoplaza eléctrico y defiende el nivel de los pilotos del campeonato. Este sábado, en Arabia Saudí, comienza la quinta temporada eléctrica.

-En sus inicios como piloto, ¿se imaginó alguna vez al volante de un coche eléctrico?

-No, nunca. Cuando empecé a correr, incluso como profesional, ni siquiera había coches eléctricos en la carretera. He visto crecer la Fórmula E desde sus comienzos, aunque la primera vez que lo vi no pensaba que me uniría al campeonato. Ha crecido y los fabricantes se han interesado mucho, pero el hecho decisivo fue que Mercedes dejara el DTM. Yo era muy feliz con ellos, pero si se marchaban no quería correr con otra marca. Entonces pude probar el coche de Venturi en Marrakech y me gustó, lo vi más claro.

-La Fórmula E es un campeonato joven y Mercedes tenía en el DTM a cinco pilotos más jóvenes que usted…

-Bueno, les gané a todos este año… (“Eh, eh”, interrumpe Dani Juncadella entre risas). A veces tienes que demostrarte a ti mismo lo que puedes hacer, pero en este caso no sólo soy yo quien llega al equipo, sino que construimos un equipo completo y yo vengo con mi experiencia pilotando, pero también desarrollando cosas o tratando con ingenieros.

-Ha pilotado coches muy rápidos, ¿qué le parece este?

-A ver, no es el más rápido que he pilotado, pero tiene poco agarre porque no usamos neumáticos lisos y la carga aerodinámica tampoco es grande, así que la sensación de velocidad es alta. Lo que influye es la percepción de velocidad, no importa tanto lo rápido que es un coche como el hecho de que lo llevas al límite, deslizándote, y todo transcurre muy deprisa.

-¿Y lo de correr sin ruido?

-Sí, es muy extraño, lleva tiempo acostumbrarse. En mi caso es porque pierdo mucha información, con el ruido del motor escuchas cómo se engrana una marcha, si la tracción es correcta o si una rueda está patinando. Sin ruido te falta ese retorno, y tienes que encontrarlo de otras maneras. Eso lo echo de menos, aunque también puedes escuchar mejor el aire o las ruedas al bloquear.

-¿Cuánto tiempo necesitará para ser competitivo con un coche tan diferente?

-Cuando consiga ser competitivo se lo diré (se ríe), pero por ahora es más tiempo del que ya llevo. Necesito más test y preparación para llegar a estar contento, este año me sentí totalmente cómodo en cualquier carrera del DTM y todavía me queda mucho camino para alcanzar mi zona de confort y competir al máximo nivel aquí, no estoy donde quiero estar.

-¿Cómo ve a Vandoorne? Esta no era su primera opción…

-Está claro, pero está bien. Tiene mucho talento y está centrado. Es muy buen chico, yo no le conocía de antes y nos hemos llevado bien. El equipo ha encontrado un gran piloto.

-Aquí tiene ejemplos de que hay vida más allá de la F1…

-Sí, hay buenos ejemplos en la Fórmula E. Algunos estuvieron en la F1 y este año entramos tres del DTM. No es una categoría en la que están los que no han podido llegar (a la F1), hay pilotos profesionales con buenos resultados que han elegido venir. No hay que avergonzarse, se viene a competir al más alto nivel. La F1 sigue siendo la cima del automovilismo, lo sabemos, pero la mitad de sus pilotos son profesionales y la otra mitad paga por estar. Aquí todos somos profesionales, no hay pilotos de pago. Nos pagan por ser rápidos.

El último campeón de Mercedes en el DTM

“¿Lo que más echaré de menos del DTM? Pilotar esos coches. Y la gente, de todos los equipos, es una gran familia”, dice Gary Paffett. Con 37 años, ha pasado media vida dentro de un Mercedes en el campeonato alemán, que ganó en 2005 y este año, 2018. Tiene algo en común con su compañero en HWA, Vandoorne: a ambos les fue regular en McLaren. Paffett fue piloto de desarrollo junto a De la Rosa en 2006, entonces era uno de los británicos con más proyección en la F1, pero un año después Hamilton le pasó por la derecha. Continuó buscando asientos de F1 y se mantuvo en Woking hasta 2014, cuando terminó la era McLaren-Mercedes, pero mientras se desvanecían sus opciones en ese paddock seguía brillando en el DTM, que deja con 23 victorias y 48 podios y como campeón, el último con una estrella en su coche.

Seguir leyendo

Publicidad

Política

Publicidad

Facebook

Publicidad

Deportes

Publicidad

Provincias

Publicidad

Publicidad