fbpx
Conectá con nosotros

Salud

¿Sabías que discriminar afecta a la salud?

Published

en

Usá tus ← → (flechas) para navegar

Según investigaciones, la discriminación a causa de la orientación sexual afecta la salud.

Luego de realizar un estudio, un grupo de investigadores determinó la incidencia de diabetes tipo dos entre mujeres que se declararon heterosexuales, bisexuales o lesbianas. Esta investigación analizó datos provenientes de 94.250 participantes del Nurses Health Study II, un estudio que involucra a enfermeras registradas que se estableció en 1989 en los Estados Unidos.

El análisis de los datos demostró que el riesgo de desarrollar diabetes tipo II era del 27 % más alto entre las participantes del estudio que se identificaron como lesbianas o bisexuales, en comparación con aquellas que se identificaron como heterosexuales.

Pero la gran pregunta es: ¿cuáles son los factores hicieron posible ese resultado?

Y la respuesta es que, teniendo en cuenta que la obesidad es un factor de riesgo para la diabetes tipo dos, los autores del estudio evaluaron si el índice de masa corporal podría explicar las diferencias entre las mujeres heterosexuales y las lesbianas o bisexuales. Los investigadores confirmaron que la obesidad entre las participantes lesbianas o bisexuales constituye un riesgo elevado de desarrollar diabetes.

Según indicó Heather Corliss, la doctora, profesora y autora principal del estudio, el siguiente paso en la investigación consiste en identificar los factores que contribuyen al riesgo elevado de la obesidad en este grupo de mujeres. Ella sostiene que uno de estos factores es el denominado minority stress, que consiste en el constante y elevado estrés que suelen enfrentar los miembros de las minorías estigmatizadas.

Por último, Corliss explicó que la continua discriminación a causa de la orientación sexual podría llegar a tener efectos fisiológicos que afectan negativamente al cuerpo.

“Esto podría afectar la glándula suprarrenal hipotalámica pituitaria, la cual, a su vez, incide en la producción y regulación de cortisol en el cuerpo, que determina los niveles de glucosa”.

Y vos, ¿lo sabías? ¡A tener en cuenta!

Usá tus ← → (flechas) para navegar

Debate

Estudiante de la Licenciatura en Comunicación Social. Locutor en la Cátedra Deportiva 93.1 Mhz. Radio Universidad. Editor en jefe de SDN serviciodenoticias.net. ebalmaceda@serviciodenoticias.net

Salud

Misoprostol: Todos hablan, pocos saben

Published

en

Usá tus ← → (flechas) para navegar

Argentina no deja de hablar de Misoprostol y su reciente autorización dada por la ANMAT. Entre tantos dichos, las ideas se confunden, por eso en esta nota nos adentramos en el tema.

Después de los intensos debates sobre el aborto y su legalización, y a sólo días de obtener el rechazo a la ley de Interrupción del Embarazo Voluntario, la ANMAT aprueba el uso ginecológico de la droga Misoprostol.

Mirá también: La ANMAT aprobó el uso ginecológico del Misoprostol.

El misoprostol es un estimulante de la contractilidad uterina, abortivo y protector de la mucosa gástrica. Hasta la actualidad, en nuestro país solo estaba permitido su uso por su acción farmacológica gastroprotectora, junto a potentes analgésicos antinflamatorios no esteroideos sobretodo en pacientes ancianos.

Es en estos días que la ANMAT permitió su uso por otra de sus acciones farmacológicas: el aumento de la contractilidad uterina. Lo que significa que podrá ser utilizado en Clínicas y Hospitales por el Servicio de Tocoginecología, para inducir la labor del parto en mujeres sanas con embarazos a término y para tratar la hemorragia severa postparto en presencia de átonia uterina.

Por la efectividad de esta droga en cuanto a sus acciones farmacológicas es que NO debe administrarse a mujeres embarazadas.

Los efectos secundarios son múltiples y muy variados es por eso que esta droga NUNCA debe utilizarse sin la intervención médica correspondiente.

PRECAUCIÓN:
Nunca aplicar Misoprostol a una mujer en edad fértil sin los chequeos médicos clínicos previos.

 

 

Los datos para esta nota fueron extraídos de USP DI Drugs informations for the Health Care professional. Vol I Massachusetts – 2018
Usá tus ← → (flechas) para navegar

Debate

Continuar leyendo

Tendencia